Anecpla Home | Contacto | 91 380 76 70  | anecpla@anecpla.com

ASOCIATE

Blog Te mantenemos informado sobre las novedades del sector

ALGAS MARINAS DE CEBO CONTRA HORMIGAS

Enviado por ANECPLA
<p><strong>ALGAS MARINAS DE CEBO CONTRA HORMIGAS</strong></p>

Científicos de la Universidad de California, Riverside, han desarrollado un cebo de hormigas biodegradable basado en algas marinas que puede ayudar a controlar las poblaciones invasoras de hormigas argentinas.

 

Los investigadores encontraron los cebos "hidrogel", parecen píldoras de gel líquido pero tienen una consistencia similar a la gelatina, los cuales redujeron las poblaciones de hormigas del 40 al 68% después de cuatro semanas. Después de un segundo tratamiento, entre las semanas cuatro y cinco, las reducciones de la población de hormigas se mantuvieron entre el 61 y el 79% hasta que el experimento terminó tras ocho semanas.


"Una reducción del 70% es realmente exitosa, especialmente considerando que no estamos pulverizando un insecticida sino usando un método muy específico", dijo Dong-Hwan Choe, profesor asistente de entomología en UC Riverside y una cooperativa auxiliar Especialista en extensión. "Con un 70% de control, los propietarios no ven realmente ninguna hormiga."


Jia-Wei Tay, becario post-doctoral en el laboratorio de Choe, es el principal autor del artículo. Los co-autores son Choe; Mark Hoddle, un entomólogo de UC Riverside; Y Ashok Mulchandani, un distinguido profesor de ingeniería química y ambiental.


Además de las aplicaciones para los propietarios de viviendas en un entorno urbano, que fue el foco de este documento, los hidrogeles tienen aplicaciones en la agricultura, incluyendo en las plantaciones de cítricos y viñedos de uva, contra el psílido asiático de los cítricos.


Para combatir el insecto en California, Hoddle coordinó la liberación de avispas que son nativas de Pakistán y un enemigo natural del psílido cítrico asiático. Inesperadamente, Hoddle encontró hormigas argentinas que estaban matando a las avispas.


Este verano, el equipo coordinará la investigación en plantaciones de cítricos en el sur de California. El equipo quiere medir la eficacia de los hidrogeles en el control de las poblaciones de hormigas argentinas. Si los anzuelos de hidrogel pueden controlar a las hormigas, las avispas pueden hacer su trabajo protegiendo los cítricos del psílido asiático.

 

La especie

La hormiga argentina es una especie invasora de distribución mundial, que acaba con todas las especies nativas de hormigas del lugar que han invadido, produciendo drásticos cambios en el ecosistema. No en vano, está incluida en la lista 100 de las especies exóticas invasoras más dañinas del mundo.


Estas hormigas en su hábitat autóctono forman colonias de hormigueros y periódicamente batallan entre los distintos nidos por el control del territorio, produciendo una regulación natural de su población. No obstante, esto no ocurre cuando invaden tierras más lejanas llegando a formar colonias gigantescas (supercolonias), que abarcan grandes extensiones de cientos o miles de kilómetros. No se sabe por qué desarrollan este comportamiento tan peculiar, pero entre las teorías que se mencionan están las de factores ambientales, que reducirían su agresión, hasta genéticos: las hormigas diversas genéticamente se comportan de manera agresiva entre ellas, algo que no ocurre entre hormigas argentinas de genética similar pese a que puedan pertenecer a diferentes nidos separados por una distancia considerable. 


El poder invasivo de estaespecie quedó claro cuando científicos localizaron en California una colonia de hormigas argentinas que se extiende desde la frontera con México hasta Ukiah, unos 160 km al norte de San Francisco, y recorre el sur de Estados Unidos hasta el Estado de Georgia. Existe también una colonia que recorre desde el norte de Italia, pasando por el sur de Francia y llegando hasta la costa atlántica española y portuguesa que, con 6000 km de extensión, ha sido catalogada como la mayor unidad cooperativa de la naturaleza conocida hasta el momento. 

 

Investigación

La investigación se ha centrado en cebos líquidos que utilizan una combinación de agua de azúcar (para atraer a las hormigas) y una pequeña cantidad de tóxico para matar a las hormigas. El problema con los cebos líquidos es que necesitan dispensarse en estaciones de cebo, que son costosas de mantener.


"Los hidrogeles eliminan la necesidad de las estaciones de cebo. Los hidrogeles se aplican en el suelo donde las hormigas se alimentan. Una vez que una hormiga encuentra el hidrogel, bebe de la superficie del mismo. Luego regresa a su nido y comparte el líquido tóxico con los compañeros de nido. Las hormigas también crean un sendero hacia los hidrogeles que sus compañeros de nido seguirán ", dijo Tay.


Los hidrogeles están diseñados para ser de acción lenta, por lo que toma varios días antes de que las hormigas mueran. En ese momento decenas de miles habrán ingerido el cebo líquido, dijeron los investigadores.


Los hidrogeles creados por el equipo son altamente absorbentes - el material utilizado es similar al que se usa en los pañales. Ellos retienen el agua de modo que se mantendrá atractivo para las hormigas durante un período prolongado de tiempo.


Los investigadores utilizaron agua de azúcar que contenía 0,0001% del insecticida tiametoxam en los hidrogeles. "Esto es 100 veces menos de lo que se utiliza en un cebo estándar de gel de hormigas y 1.000 veces menos concentrado que los insecticidas de aerosol que contienen tiametoxam", dijo Tay.
La investigación futura tratará el uso potencial de los hidrogeles en otros insectos plagas, así como la rapidez con que los hidrogeles se biodegradan.


El artículo, publicado en Pest Management Science, se llama "Desarrollo de un hidrogel de alginato para administrar cebo acuoso para el manejo de las hormigas de plagas". La investigación fue financiada por el Departamento de Regulación de Pesticidas de California y la Cátedra Early Career en Urban Entomology Fund.





Webex y suscribete nuestro newsletter

Sugerencias, Preguntas y respuestas

Contacto

2019 Anecpla
Calle de la Cruz del Sur 38, local
28007 Madrid
Telefono: 91 380 76 70 Fax: 91 777 99 45
Email: anecpla@anecpla.com
- Aviso Legal
- Política de Privacidad y Cookies
- Política de Calidad
- Demandar empleo